¡¡¡Ese pico!!!

influencia el pico en el canto del rollerLa parte final del aparato vocal del canario roller es dura y tiene forma cónica y puntiaguda. Además, está a la vista: el pico.
 
Recordemos que, en el siglo XVII, la ciudad alemana de Nuremberg exportaba, cada año, miles de canarios cantores de una estirpe llamada “SAXON” cuyo canto, aunque ya evolucionado respecto al del original, no tenía nada que ver todavía con el del “HARZ”. Es en el siglo siguiente cuando los alemanes, utilizando como maestros pájaros silvestres (pinzones, ruiseñores, alondras, cabecitas negras,…), empiezan a conseguir un canto que se diferencia sensiblemente del de los “Saxon”, llamando a esos nuevos canarios “SAXON FIN”. Todavía hoy, el misterio continúa: si el “Saxon” cantaba con el pico abierto, el “Saxon Fin” canta con el pico cerrado. No se han encontrado estudios serios que puedan explicar esta evolución tan fundamental para el canto roller.

Y es fundamental porque, al extremo de una espléndida maquinaria hecha para conseguir sonidos graves, huecos y profundos, el buen canario roller (porque puede, y sabe), mantiene el pico cerrado. Y, con ello, impide que el tono de su canto se eleve.

En muchas ocasiones “oimos” pero no “vemos”. Y hay pájaros, con una buena calidad de emisión, cuya categoría podremos calibrar mejor si nos fijamos en la apertura del pico. Estaremos de acuerdo en que una excelente emisión, por supuesto con el pico totalmente cerrado, se diferencia, sólo con oírla, de una muy buena emisión que, simultánea y lógicamente, presente pequeñas e intermitentes aperturas de pico. Hablo de mínimas diferencias que pueden decidirnos a la hora de escoger un reproductor. Tengo para mí que un buen pájaro, en un día malo, puede obtener menor rendimiento que otro canario que, siendo peor que el primero, tenga una buena actuación. Pero el bueno no abre el pico nunca y en el menos bueno, aunque ese día rinda más, podremos ver esporádicos movimientos de apertura.

Jesús Vega, por ejemplo, coloca los equipos en una mesa con luz de fluorescente no cenital, un poco por detrás de la torre. Y ahí se “ven” perfectamente los defectos en el funcionamiento del pico.
En resumen, cuando un canario roller no puede (por mala conformación) o no sabe cerrar el pico, el tono de su canto será menos bajo y, en consecuencia, menos valorado. Y, amigos míos, el no saber o no poder cerrar el pico también se hereda.                   

Autor Alejandro Cuervo Montes.
Artículo escrito para El canario Roller y la revista "Harzer" y cedido para http://www.canariculturacolor.com

Te puede interesar

Escribe un comentario